lunes, 2 de agosto de 2010

La manzana verde

El desafío era
la manzana verde
que la constancia perpleja
jamás soñó.


No importa si
un rumor áspero
rodea las olas
cuando el espíritu reflexiona
sobre los motivos
del renacimiento
entre las quejas métricas.


¿Tendría fe?
La pregunta
como llave
que lo ingresaba a un nuevo perfil
de simultaneidades,
como el vino denso
de una persistente borrachera.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Abiertos para aclaraciones o correcciones en estudio, para uso exclusivo de la autora.
Si quieres enviar un correo electrónico o dejar tu comentario puedes hacerlo a la cuenta personal de Lucía, que aparece publicada en el perfil: luciangelicafolino@gmail.com.