viernes, 1 de octubre de 2010

Los juegos infantiles

LOS JUEGOS INFANTILES.



‎ Wifredo dijo: "Dadme, señor, un blasón para mi escudo"



-Veo-veo...

- ¿Qué ves?

- Una cosa -

¿Qué cosa?

- Maravillosa

- ¿De qué color?

- Rosa -

¿Podrías decir su nombre?



( juego infantil )







No perteneces

por una sencilla razón:

No perteneces.

No hará falta que te busques.

No estarás.

No te encuentran.

No te ven

aunque te han visto.

Remaneces tal Águila de Patmos

para mirar al sol en la amargura

y desfalleces,

por violencia imperial

de la reina Castellana,

en el turbio ostracismo de la lengua.

Este tiempo no es tuyo.

La soledad te acorrala.

Se nutren con tu sombra

cimbreante o inflexible

yugo y flecha,

pan y vino.

Bullentes como esclavos en el Purgatorio

te hostigan y persiguen

toreros y espectadores,

temblores y huracanes.

Poesía debe ser

tomar riesgos y asumir las responsabilidades.

Elijo para hoy

una definición jurídica

(por el carácter deontológico de lo que debiera ser)

Y el coro está contento.

Ah... las redes sociales.

Anodinas y extravagantes.

¿Qué haríamos sin ellas?

Cualquier parecido con la realidad

no es mera coincidencia.

Leer un poema

sin la biografía del poeta

es algo abstracto

que excede nuestra capacidad

para elogiar o callarlo.

Tratamiento terapéutico de Martes:

Recién cumplido.

La guerra es la guerra.

A veces,

la Poesía es un chiste malo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Abiertos para aclaraciones o correcciones en estudio, para uso exclusivo de la autora.
Si quieres enviar un correo electrónico o dejar tu comentario puedes hacerlo a la cuenta personal de Lucía, que aparece publicada en el perfil: luciangelicafolino@gmail.com.