viernes, 22 de octubre de 2010

No te salgas del margen

NO TE SALGAS DEL MARGEN.







No te salgas del margen.

No inventes nada.

Si te aprieta el pecho,

escupe la bilis.

Si te duelen los ojos

llora en la oscuridad.

No insistas con caprichos.

No engordes la huella de tu sombra

en el suelo.

Repite las palabras

que antes otros usaron

como si fueran una creación

genial y tuya.

No fumes o fuma como si no fumaras.

No amargues el destino de tu prójimo

con furia incontenta.

Mantén la frente alta,

el orgullo bajo,

el pelo siempre brilloso.

Levanta los premios

con la mano izquierda,

-con cara de sorpresa-

para que todos sepan

que la alegría brota de tu corazón.

No olvides usar corpiño:

nada mejor que un buen sujetador.

Llama a los parientes para el cumpleaños.

No uses escarbadientes en público.

Mejor aun, no uses escarbadientes.

Defiende el derecho de los perros,

pero procura luchar contra las plagas

(si es necesario, mátalas).

No tuerzas la cabeza.

Camina erguido

como un granadero patricio.

Reza por los pecados de tu prójimo

y oculta, con cinismo y esmero,

los propios.

Lústrale los zapatos a tu rey.

Confía en tu horóscopo,

en tu carta astral,

en la borra del café

y en las grafologías.

Niega el exabrupto,

la pasión y el oleaje de los sentidos.

Recoge las fotocopias del piso.

Siente que eres libre o inmortal.




Y si todo esto que te digo,

no alcanza

para que seas un perfecto imbécil,

continúa como hasta ahora...

Vas muy bien.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Abiertos para aclaraciones o correcciones en estudio, para uso exclusivo de la autora.
Si quieres enviar un correo electrónico o dejar tu comentario puedes hacerlo a la cuenta personal de Lucía, que aparece publicada en el perfil: luciangelicafolino@gmail.com.