domingo, 31 de mayo de 2015

Pajarracos

Y como cuenta mi cuento,
motivos para un enfado
me le atrevo hasta en el hado
para ver si lo escarmiento,
que este mocito esperpento
me enfurruña y malhumora.
Don Nano no ve la hora
de ponerlo en su lugar
no sea cosa que el juglar
le birle su experimento.



Estos dos en escenarios
me imagino que por gusto,
-aunque creo que no es justo-
me han rezado mil rosarios,
con sus versos incendiarios
y rosarios virginales
por sus pecados veniales
y necias obstinaciones,
y yo esperando canciones
de los tales sin los cuales.


Porque a decir la verdad
la canción para Lucía,
la escribió Serrat un día
que anduvo por mi ciudad.
Vaya con qué calidad
supo entregarme sus notas,
cazando al gato con botas
por ladrón de las fulanas,
que ni se quita las ganas
ni espanta ni espanta mi soledad.



Pase el que sigue.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Abiertos para aclaraciones o correcciones en estudio, para uso exclusivo de la autora.
Si quieres enviar un correo electrónico o dejar tu comentario puedes hacerlo a la cuenta personal de Lucía, que aparece publicada en el perfil: luciangelicafolino@gmail.com.